Crisis FinancieraNoticias

Has Trabajado con Asbestos? Aprende sobre el Mesotelioma Maligno y Como Detectarlo

Biblioteca Nacional de Medicina de los Estados Unidos



Mesotelioma maligno y el Asbestos

Es un tumor canceroso poco común. Afecta principalmente el revestimiento del pulmón y de la cavidad torácica (pleura) o el revestimiento del abdomen (peritoneo). Se debe a la exposición prolongada a los asbestos.

Causas

La exposición prolongada al asbesto es el mayor factor de riesgo. El asbesto es un material resistente al fuego. Este solía encontrarse comúnmente en vinilos para techos, cielos rasos y aislamiento, cemento y frenos de automóviles. Aunque muchos trabajadores del asbesto fumaban, los expertos no creen que el tabaquismo en sí sea una causa de esta afección.

Esto afecta con más frecuencia a los hombres que a las mujeres. La edad promedio del diagnóstico es a los 60 años. La mayoría de las personas parecen desarrollar la afección aproximadamente 30 años después de estar en contacto con el asbesto.

Síntomas

Es posible que los síntomas no aparezcan hasta los 20 a 40 años o más después de la exposición al asbesto, y pueden incluir:

Pruebas y exámenes

El proveedor de atención médica realizará un examen y hará preguntas a la persona acerca de la historia clínica y los síntomas. Los exámenes que se pueden hacer incluyen:

El mesotelioma a menudo es difícil de diagnosticar. Bajo el microscopio, puede ser difícil distinguir entre esta enfermedad y afecciones y tumores similares.

Tratamiento

El mesotelioma maligno es un cáncer difícil de tratar.

Por lo regular, no existe una cura, a menos que la enfermedad se detecte muy temprano y el tumor se pueda extirpar completamente con cirugía. La mayoría de las veces, al momento del diagnóstico, la enfermedad está demasiado avanzada para una cirugía. La quimioterapia o la radioterapia se pueden usar para reducir los síntomas. Asimismo, combinar ciertos fármacos quimioterapéuticos puede ayudar a reducir los síntomas, pero no curará el cáncer.

Sin tratamiento, la mayoría de las personas sobrevive aproximadamente 9 meses.

Participar en un estudio clínico (evaluación de nuevos tratamientos), puede brindarle a la persona más opciones de tratamiento.

Los tratamientos para aliviar el dolor, la oxigenoterapia y otros tratamientos complementarios también pueden ayudar a aliviar los síntomas.

Expectativas (pronóstico)




El tiempo promedio de supervivencia varía de 4 a 18 meses. El pronóstico depende de:

  • La etapa del tumor
  • La edad y la salud general de la persona
  • Si la cirugía es una opción
  • La respuesta de la persona al tratamiento

Usted y su familia pueden querer empezar hacer planes para cuando llegue el final, como:

Posibles complicaciones

Las complicaciones del mesotelioma maligno pueden incluir:

  • Efectos secundarios de la quimioterapia o de la radioterapia
  • Propagación continua del cáncer a otros órganos

¿Cómo se detectan las enfermedades relacionadas con el asbesto?

Las personas que han estado expuestas (o que sospechan haber estado expuestas) a las fibras de asbesto en su trabajo, por el ambiente o en su casa por algún familiar, deben informar a su médico sobre sus antecedentes de exposición y si experimentan algún síntoma o no. Los síntomas de las enfermedades relacionadas con el asbesto pueden presentarse muchas décadas después de la exposición. Es especialmente importante que consulten con un médico si tienen cualquiera de los síntomas siguientes:

  • Adelgazamiento
  • Dificultad para pasar alimentos
  • Dolor o tensión en el pecho
  • Falta de aire, silbidos o ronquera
  • Falta de apetito
  • Fatiga o anemia
  • Hinchazón del cuello o de la cara
  • Sangre en la flema que sale de los pulmones al toser
  • Tos persistente que empeora con el tiempo

Se puede recomendar un examen físico completo que incluya una radiografía de pecho y pruebas de funcionamiento de los pulmones. La radiografía de pecho es actualmente la herramienta más común que se usa para detectar las enfermedades relacionadas con el asbesto. Aunque las radiografías de pecho no pueden detectar las fibras de asbesto en los pulmones, pueden ayudar a identificar cualquier signo inicial de una enfermedad pulmonar causada por la exposición al asbesto (2).

Una biopsia de pulmón que detecta fibras microscópicas del asbesto en muestras de tejidopulmonar extraído quirúrgicamente es la prueba más confiable para confirmar la exposición al asbesto. Una broncoscopia es una prueba menos invasiva que la biopsia y detecta las fibras de asbesto en el material que se enjuaga después de extraerse del pulmón (2). Es importante enfatizar que estos procedimientos no pueden determinar cuánta haya sido la exposición de una persona al asbesto o si se presentará una enfermedad. Las fibras de asbesto pueden detectarse también en la orina, en la mucosidad o en las heces, pero estas pruebas no son confiables para determinar la cantidad de asbesto que se encuentra en los pulmones de la persona (2). 

¿Cómo pueden protegerse a sí mismos los trabajadores de la exposición al asbesto?

La Administración de Seguridad y Salud Ocupacional, (Occupational Safety and Health Administration, OSHA), forma parte del Departamento de Trabajo de EE. UU. y es la dependencia federal responsable de las normas de salud y de seguridad en los lugares de trabajo marítimo, de la construcción, manufactura y servicios. OSHA estableció normas relativas a la exposición al asbesto en el trabajo; especialmente, en la construcción, en astilleros y en la industria general que las empresas están obligadas a obedecer. Además, la Administración de Seguridad y Salubridad en la Minería, (Mine Safety and Health Administration, MSHA), otro componente del Departamento de Trabajo, hace cumplir las normas relativas a la seguridad en las minas. Los trabajadores deberán usar todo el equipo de protección proporcionado por sus empresas y seguir las prácticas laborales y los procedimientos de seguridad recomendados. Por ejemplo, los trabajadores deberán usar respiradores aprobados por el Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Ocupacionales (NIOSH) que tengan un ajuste apropiado cuando se requieran.

Los trabajadores preocupados por la exposición al asbesto en el lugar de trabajo deberán hablar de su situación con otros empleados, con el representante de salud y de seguridad de los trabajadores y con sus empresas. Si es necesario, la OSHA puede proporcionar más información o realizar una inspección del lugar de trabajo. La información acerca de las oficinas regionales se puede encontrar también en el sitio web de la OSHA en https://www.osha.gov/html/RAmap.html.

Más información acerca del asbesto puede encontrarse en la página web de la OSHA sobre el asbesto, la cual tiene enlaces a información sobre el asbesto en el lugar de trabajo, incluso las normas aplicables de la OSHA, los peligros del asbesto, la evaluación de la exposición a este mineral y los controles usados para proteger a los trabajadores. Se puede contactar la oficina nacional de la OSHA en:

Office of Public Affairs
Occupational Safety and Health Administration
U.S. Department of Labor
202-693-1999
1–800–321–6742 (1–800–321–OSHA)
1-877-889-5627 (TTY)
https://www.osha.gov/workers/index.html (página para trabajadores)

Los mineros pueden ponerse en contacto con la MSHA en:

Office of Public Affairs
Mine Safety and Health Administration
U.S. Department of Labor
202–693–9400
1–800–746–1553
https://www.msha.gov
https://www.msha.gov/support-resources/forms-online-filing/2015/10/15/hazardous-condition-complaint (Quejas de situaciones de peligro)

El Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Ocupacional (NIOSH), que forma parte de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, es otra dependencia federal a la que concierne la exposición al asbesto en el lugar de trabajo. NIOSH lleva a cabo investigaciones relacionadas con el asbesto, evalúa sitios de trabajo para identificar posibles peligros para la salud y hace recomendaciones para el control de la exposición. Además, el NIOSH distribuye publicaciones sobre los efectos para la salud de la exposición al asbesto y puede sugerir recursos adicionales de información. La información de contacto del NIOSH es la siguiente:

Education and Information Division
Information Resources Branch
National Institute for Occupational Safety and Health
1–800–232–4636 (1–800–CDC–INFO)
https://www.cdc.gov/niosh

¿Qué programas hay disponibles para ayudar a las personas con enfermedades relacionadas con el asbesto?

Algunas personas con enfermedades relacionadas con el asbesto pueden cumplir con los requisitos para recibir cobertura de Medicare. La información sobre los beneficios de Medicare está disponible en sus oficinas regionales, ubicadas en 10 ciudades principales de los Estados Unidos y sirven a zonas geográficas específicas. Las oficinas regionales sirven como punto de contacto inicial de la dependencia para sus beneficiarios, para proveedores de cuidados médicos, gobiernos estatales y locales y para el público en general. La información general sobre Medicare se puede obtener al llamar sin costo al 1–800–633–4227 (1–800–MEDICARE) o al visitar el sitio web de Medicare.

Las personas con enfermedades relacionadas con el asbesto ocupacional pueden también cumplir con los requisitos para recibir ayuda financiera, incluso pagos médicos, bajo las leyes estatales de indemnización a trabajadores. Ya que los requisitos de elegibilidad varían de un estado a otro, los trabajadores de compañías privadas o de dependencias gubernamentales estatales o locales deben comunicarse con la junta de indemnización de trabajadores de su estado. La información de contacto de los funcionarios de indemnización estatal de trabajadores puede encontrarse en el sitio web del Departamento de Trabajo de EE. UU.

Si la exposición ocurrió al estar trabajando en una dependencia federal, los gastos médicos y otra indemnización pueden estar cubiertos por el Programa de Indemnización de Empleados Federales, el cual es administrado por la Oficina de Programas de Indemnización de Trabajadores de la Administración de Normas de Empleo del Departamento de Trabajo. Este programa proporciona beneficios de indemnización de trabajadores a empleados federales (civiles) que sufren una lesión o enfermedad relacionada con su trabajo. Los beneficios incluyen reposición del sueldo, pago de atención médica y, cuando sea necesario, ayuda para rehabilitación vocacional y médica para regresar al trabajo. Los beneficios pueden darse también a los dependientes si la lesión o enfermedad causa la muerte del empleado.

Además, el Programa de Indemnización de Trabajadores Portuarios y Estibadores proporciona beneficios a los estibadores, a los trabajadores portuarios y a otros trabajadores marítimos y de la industria privada que sufren una lesión ocupacional o una enfermedad causada o agravada por las condiciones laborales. La información sobre la elegibilidad y para presentar una reclamación de beneficios bajo cualquiera de estos programas se puede obtener en:

Office of Workers’ Compensation Programs
Employment Standards Administration
U.S.
 Department of Labor
1–866–692–7487 (1–866–OWCPIVR)
202–693–0040 (Programa de Indemnización a Empleados Federales)
202–693–0038 (Programa de Indemnización a Trabajadores Portuarios y Estibadores)
https://www.dol.gov/owcp/

Los veteranos que reúnen los requisitos pueden recibir atención médica en un Centro Médico del Departamento de Asuntos de Veteranos (Department of Veterans Affairs, VA) para una enfermedad relacionada con el asbesto. Los veteranos pueden recibir tratamiento para padecimientos médicos relacionados o no con el servicio. La información sobre elegibilidad y beneficios está disponible en el Centro de Servicio de Beneficios de Salud de Asuntos de Veteranos en el 1–877–222–8387 (1–877–222–VETS) o en el sitio web de Asuntos de Veteranos.

¿Qué otras organizaciones ofrecen información relacionada con la exposición al asbesto?

 

Las organizaciones que se indican abajo pueden brindar más información sobre la exposición al asbesto.

La Oficina para Sustancias Tóxicas y Registro de Enfermedades (Agency for Toxic Substances and Disease Registry, ATSDR) es la principal dependencia federal responsable de evaluar los efectos para la salud humana de la exposición a sustancias peligrosas. La dependencia trabaja en estrecha colaboración con otras dependencias locales, estatales y federales, con gobiernos tribales y con proveedores de cuidado médico en la localidad y comunidad para ayudar a prevenir o reducir los efectos perjudiciales para la salud de la exposición a sustancias peligrosas. La ATSDR ofrece información sobre el asbesto y sobre clínicas de salud ambiental y ocupacional. La información de contacto de la ATSDR es la siguiente:

Agency for Toxic Substances and Disease Registry
1–800–232–4636 (1–800–CDC–INFO)
1-888-232-6348 (TTY)
https://www.atsdr.cdc.gov/

La Oficina de Protección Ambiental de los Estados Unidos (U.S. Environmental Protection Agency, EPA) regula la exposición del público al asbesto en edificios, en agua potable y en el ambiente. La EPA ofrece una línea telefónica para el control de sustancias tóxicas bajo la Ley de Control de Sustancias Tóxicas (TSCA) y un mediador. La línea telefónica de la TSCA proporciona ayuda técnica e información sobre los programas de asbesto establecidos bajo la TSCA, los que incluyen la Ley para Reducir el Peligro de Asbesto en Escuelas y la Ley para Respuesta ante Emergencia de los Peligros del Asbesto. El mediador se enfoca en el asbesto en las escuelas y responde a preguntas y quejas. Tanto la línea telefónica de la TSCA como el mediador pueden ofrecer publicaciones sobre varios temas, particularmente sobre el control de la exposición al asbesto en las escuelas y en otros edificios. El mediador tiene una línea telefónica gratuita para las pequeñas empresas, asociaciones de comercio y otras organizaciones en busca de ayuda gratuita y confidencial.

El sitio web de la EPA incluye una lista de contactos estatales. Además, la página de la EPA sobre el asbesto ofrece enlaces a información sobre el asbesto y sus efectos para la salud que incluye sugerencias para propietarios que sospechan tener asbesto en su casa, y leyes y normas relativas al asbesto. Puede dirigir sus preguntas a:

U.S. Environmental Protection Agency
202–554–1404 (Línea telefónica TSCA)
1–800–368–5888 (Mediador)
https://www.epa.gov/asbestos/

Otro recurso de la EPA que puede ser de interés es el folleto titulado Current Best Practices for Preventing Asbestos Exposure Among Brake and Clutch Repair Workers (Las mejores prácticas para prevenir la exposición al asbesto entre los trabajadores que reparan frenos y embragues). Publicado en abril de 2007, este folleto incluye prácticas laborales tanto para técnicos profesionales automotrices como para mecánicos caseros que pueden usarse para evitar la exposición al asbesto. Resume también los requisitos reglamentarios existentes de la OSHA para los mecánicos automotrices profesionales.

La Comisión de los Estados Unidos para la Seguridad de los Productos para el Consumidor (U.S. Consumer Product Safety Commission, CPSC) es responsable de proteger al público de los riesgos excesivos de sufrir lesiones graves o hasta morir a causa de más de 15 000 tipos de productos para el consumidor bajo la jurisdicción de la dependencia, incluso el asbesto. La CPSC tiene una línea telefónica gratuita las 24 horas del día a la que se puede llamar para obtener información sobre la seguridad de un producto o sobre la dependencia y para reportar productos que encierran algún peligro. Además, las publicaciones de la CPSC ofrecen directrices para reparar y remover el asbesto e información general sobre el asbesto en el hogar. La información para contacto de la CPSC es la siguiente:

Office of Information and Public Affairs
U.S. Consumer Product Safety Commission

1–800–638–2772
301-595-7054
https://www.cpsc.gov/

Es posible comunicarse también con el departamento de salud estatal o local para hacer preguntas o expresar sus inquietudes relacionadas con el asbesto.

Referencias

Baas P, Hassan R, Nowak AK, Rice D. Malignant mesothelioma. In: Pass HI, Ball D, Scagliotti GV, eds. IASLC Thoracic Oncology. 2nd ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2018:chap 53.

Broaddus VC, Robinson BWS. Pleural tumors. In: Broaddus VC, Mason RJ, Ernst JD, et al, eds. Murray and Nadel’s Textbook of Respiratory Medicine. 6th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2016:chap 82.

National Cancer Institute website. Malignant mesothelioma treatment (PDQ) – health professional version. www.cancer.gov/types/mesothelioma/hp/mesothelioma-treatment-pdq#section/29. Updated February 6, 2018. Accessed June 11, 2018.

 



Comentarios

commentarios

Joan Ferreira, Blog Finanzas

Financista, asesor financiero, consultor de pequeñas empresas, empresario, inversionista, maestro, voluntario, corredor, viajador, y muy familiar. Muchos consideran que se mucho de muchas cosas, pero lo unico que yo se es que me falta mucho por aprender.

Comentarios

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Related Articles

Close

Adblock Detected

Please consider supporting us by disabling your ad blocker